Mi experiencia con Apple Pay tras un mes de uso

Desde febrero de este año tengo entre mis manos un iPhone 7, un dispositivo compatible con Apple Pay pero como cliente de CaixaBank no ha sido hasta el pasado 18 de octubre que he podido comenzar a utilizar esta funcionalidad que presentó Apple el 9 de septiembre de 2014 junto con el iPhone 6 y 6 Plus, hace algo más de tres años. Mucho tiempo, tal vez demasiado esperando que se implantase en España y que a pesar de ello lo he recibido con mucha expectativa pero a la vez incertidumbre por ver si realmente sería útil. Aquí os cuento mi experiencia con Apple Pay tras un mes de uso con el sistema de pagos de Apple.

Configuración de Apple Pay y cobertura de TPVs

El pasado 18 de octubre CaixaBank anunciaba a través de Twitter, y horas más tarde mediante un comunicado y una campaña publicitaria bastante divertida, que desde ese momento los clientes de CaixaBank e ImaginBank podrían comenzar a utilizar Apple Pay con sus tarjetas. El proceso de configuración es muy sencillo y no lleva más de dos minutos. Esto elimina esa primera  barrera a la hora de implementarlo en nuestros iPhone, especialmente a los usuarios menos experimentados.

Una vez tenemos listo Apple Pay en nuestro iPhone, lo siguiente es comenzar a utilizarlo en los comercios. Esto puede provocar alguna reticencia entre los usuarios por si el establecimiento no estuviese adaptado y no cuente con un TPV con tecnología contactless. Sin embargo España es el primer país europeo en implementación de esta tecnología, contando con un parque de más de 593.000 TPVs compatibles con NFC/contactless, lo que supone que más del 70% de establecimientos del país cuentan con lectores de tarjetas de crédito y débito contactless.

Pagos en establecimientos con Apple Pay

Apple Pay sticker

Apple Pay al ser compatible con esta tecnología contactless no necesita que el comercio adapte su terminal o adquiera uno específico para que funcione con el sistema de pagos de Apple, ya que el que tiene es totalmente compatible. En mi caso el primer comercio en el que utilicé Apple Pay fue un supermercado Supercor, en el que no tuve ningún problema al contar con un TPV compatible. Primera prueba superada.

Según fueron pasando los días acudí a otro tipo de comercios desde grandes superficies (en las que no tuve ningún inconveniente) hasta tiendas más pequeñas de ropa, restaurantes o tiendas de decoración, que podrían no disponer de este tipo de TPV contactless. Sin embargo en todos ellos contaban con un terminal compatible y pude realizar mi pago sin ningún problema. Todo ello siempre bajo el asombro de los empleados que me preguntaban si era un iPhone y qué tal funciona Apple Pay. Si optaba por pagar con el Apple Watch, la cara de sorpresa era aún mayor, mostrando gran interés por el funcionamiento y cómo se aprueba la transacción. Segunda prueba superada.

Sin embargo a pesar que España tiene implantado un gran número de TPVs en multitud de comercios y establecimientos, nos encontramos con que servicios públicos como son el metro, autobuses o parquímetros no disponen de esta posibilidad de pago para sus usuarios, lo que limita en parte el uso de Apple Pay. Y casualmente el otro día cuándo iba a pagar el ticket del parquímetro la aplicación que utilizo habitualmente registraba fallos en su servidor. Esto me obligó a acercarme físicamente a un parquímetro pero al intentar pagar con tarjeta… ¡SORPRESA!. Las máquinas expendedoras tienen implementado un servicio contactless pero sí un TPV de los de toda la vida. Menos mal que llevaba mi tarjeta encima. Tercera prueba no superada.

Mi conclusión tras este primer mes de uso con Apple Pay es que gracias a que en España somos el primer país europeo en cuanto a TPV contactless instalados en comercios, podemos disfrutar del servicio de pagos de Apple con la seguridad que lo aceptarán sin problema en el 99% de los establecimientos y comercios. El siguiente paso es la implementación de este método de pago en servicios públicos como metro, autobús y parquímetros e incluso crear una tarjeta de transporte público compatible con Wallet que sustituya a las tarjetas físicas. Algo que estoy seguro muchos usuarios agradecerían, aunque para eso aún haya que esperar unos años.

Anuncios

2 Replies to “Mi experiencia con Apple Pay tras un mes de uso”

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s