Así es la nueva Apple Card

El pasado mes de marzo vimos como Apple se reinventaba como compañía, ampliando su campo de trabajo del hardware y software al universo de los servicios. En el evento especial del pasado 25 de marzo los de Cupertino nos presentaron Apple Arcade, la plataforma de videojuegos por streaming, Apple News+, el servicio de suscripción de noticias y revistas, Apple Channel y AppleTV+. Mientras que el primero aglutinará todos los servicios de vídeo en streaming que hay en la actualidad a excepción de Netflix, el segundo se trata del servicio de vídeo en streming de Apple con contenido propio. Y para acabar, la sorpresa llegó con la Apple Card, la tarjeta física de los de Cupertino en colaboración con Goldman Sachs y Mastercard, fabricada en titanio.

De todas estos nuevos servicios que nos presentaron los de Apple, el que más llamó la atención por inesperado, fue sin lugar a dudas la tarjeta de crédito Apple Card. Con esta tarjeta de Apple podrás categorizar exactamente y de manera más legible tus gastos, ya que cruza los datos del establecimiento en el que has realizado una compra con la ubicación para saber el nombre real. También te permitirá ahorrar gracias al seguimiento de los gastos que vayas haciendo y de los límites que hayas establecido para cada uno y por último, Daily Cash. Es una de las funciones más interesantes de la Apple Card, ya que según vayas realizando compras, Apple Card te devolverá un porcentaje en dinero real, nada de programas de puntos ni dinero ficticio. Devolución de un 3% para todas las compras realizadas en Apple, devolución de un 2% en cualquier compra realizada mediante Apple Pay como método de pago. Y por último, devolución de un 1% para el resto de compras que no se hagan con Apple Pay.

Además de todo esto, la privacidad y la seguridad de la Apple Card están muy por encima del resto de tarjetas. La colaboración que ha hecho Apple Con Goldman Sachs y Mastercad se debe a que fueron los únicos que se han comprometido a que tus datos no se venderán a terceros, ni se rastrearán para ofrecerte publicidad adaptada a ti. En cuanto a la seguridad, la tarjeta física no cuenta con número de tarjeta ni con código CVV, estos se generan de forma aleatoria con cada compra para evitar así fraudes electrónicos.

Esta Apple Card, al estar fabricada en titanio, no puede incorporar chip NFC para el pago contactless, de ahí que se quiera focalizar el uso en el iPhone. Y os estaréis preguntando cómo se puede activar la Apple Card y el proceso no puede ser más sencillo. En el envoltorio de la tarjeta viene un chip NFC que nos permitirá activar la tarjeta para comenzar a utilizarla desde ese mismo momento. Como en otras tarjetas de Estados Unidos, la Apple Card examina tu historial crediticio y te asigna un rango de interés para tus pagos y siendo este siempre el de menor rango posible según tu perfil, cumpliendo con lo que prometieron en la presentación de procurar motivar al usuario a que pague la menor cantidad de intereses posible.

El despliegue de la Apple Card parece que será al menos igual de lento que Apple Pay alrededor del mundo, ya que no depende de la propia Apple sino de Goldman Sachs que es quien concede el crédito. Por el momento las Apple Card ya están llegando a los empleados de Apple que la solicitaron y no está defraudando. Según podemos ver en las imágenes el aspecto no puede ser más sobrio y elegante, muy del estilo Apple.

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s